Siete Saludos a la Santa Madre del Amor

Dios todo poderoso, permite que entregue mi vida y necesidades en manos de tu Santísima Madre. Especialmente te pido…. (decir la petición) en el Nombre del Padre, del hijo y del espíritu Santo.
Amen.

Padre Nuestro que estás en el cielo….

  1. Dios te Salve, santa Madre de Dios, llena eres de gracia el Señor es contigo, bendita eres entre las mujeres y bendito el fruto de tu vientre Jesús… Santa María, tú que has encontrado la gracia ante los ojos de nuestro Señor, que has entregado tu vida al amor, que has encarnado al amor sin temor a cualquier dolor.  Ruega para que encuentre mi vocación y la sostenga en el amor, Para a enfrentar mis dudas poniendo el Amor de Dios como guía y sostén, como origen y destino de mi vida.
    Amén
  2. Dios te salve, Santa Madre del Amor, llena eres de gracia el Señor es contigo, bendita eres entre las mujeres y bendito el fruto de tu vientre Jesús… Santa María, tú que diste la paz a Jesús lo mismo en el pesebre, en el viaje a Egipto que en la cruz. Mírame con compasión y acerca mi vista a la tuya para que descubra la paz en el pecado, la fortaleza en la tentación, el camino hacia Jesús.
    Amén
  3. Dios te salve María de Guadalupe, llena eres de gracia el Señor es contigo, bendita eres entre las mujeres y bendito el fruto de tu vientre Jesús… Santa María, tú que en tus manos acunaste al indefenso y recibiste al crucificado, guía mis manos a la caridad y con manos abiertas reciba mi vida para acunarla en el amor de mi corazón.
    Amén
  4. Dios te Salve María de Sagrado corazón, llena eres de gracia el Señor es contigo, bendita eres entre las mujeres y bendito el fruto de tu vientre Jesús… Santa María, tú que peregrinaste desde la concepción hasta el sepulcro, enséñame el paso que se sostiene en el amor y que no pierde el rumbo del cielo, pues mis pensamientos me confunden y mis sentimientos parecen vagar sin sentido.
    Amén
  5. Dios te Salve María del Perpetuo Socorro, llena eres de gracia el Señor es contigo, bendita eres entre las mujeres y bendito el fruto de tu vientre Jesús… Santa María, tú , que recibiste la voluntad del Padre desde el anuncio hasta tu asunción, ayúdame a encontrar la voluntad del padre en mis penas, sobre todo en esta situación que me aleja del amor, del camino, la verdad y la vida.
    Amén
  6. Dios te salve María Señora de Lourdes, llena eres de gracia el Señor es contigo, bendita eres entre las mujeres y bendito el fruto de tu vientre Jesús… Santa María, Madre del hijo crucificado, tómame en el cruce de tus brazos hasta llegar a los brazos de Jesús presente en la eucaristía. Abrázame para llegar a la confesión profunda de mis culpas y el propósito de enmienda. Abrázame para recibirlo dignamente y velar siempre, como tú lo haces, por el dolor de mi prójimo.
    Amén
  7. Dios te salve María, de inmaculada concepción, llena eres de gracia el Señor es contigo, bendita eres entre las mujeres y bendito el fruto de tu vientre Jesús… Santa María, madre nuestra desde la crucificción, ruega por para darle la bienvenida a cualquier hijo tuyo desde que vive en el vientre de su madre. Bendecir en nombre de Jesús, a quien nace con diferencias. Entregar la misericordia del Señor entre quienes sufren. Ruega para que sean gratas flores y frutos de Amor a Jesús para el perdón de nuestros pecados ahora y en la hora de nuestra muerte.
    Amén

Gloria al Padre, al hijo y al Espíritu Santo…

Gracias Señor, Gracias Madre Nuestra, en el nombre del Padre, del hijo y del Espíritu Santo.
Amen

Ave maría Purísima… SIn pecado concebida

Oración por el Amor de cada día.

Señor, mi Dios, gracias por el regalo de tu Amor de este día. Recibo tu palabra que es el Amor.

Hoy me entregas la semilla del Amor, como cada día. Ayúdame a escuché tu presencia. Ayúdame a dejar de ignorarte. Tú me estás hablando en cada día, en cada instante, en cada circunstancia, en mi prójimo y en mí.

No permitas que el maligno arrebate esta semilla de Amor que cada día siembras en mí. Está semilla que quiere crecer, es Amor que hoy quiero que crezca. Que tu palabra no quede al borde de mi camino. Ayúdame a no pasar de largo ante ignorando la presencia de tu Amor.

Señor, que tu Amor no se quede en mi superficialidad, atrapada en mi voluntad inconstante. Digo que me da mucho gusto escuchar de ti y al leer tu palabra siento alegría, pero no dejo que tu Amor eché raíces. Señor quiero que tu llamado de Amor, tu Espíritu Santo, eché raíces en mi conciencia ¡Ayúdame a no ser inconstante!

Abrázame, que no sucumba cuando los espinos de la tribulación, la adversidad, el conflicto o la persecución por causa de mi testimonio del Amor que nos compartes. Que las preocupaciones del mundo y la seducción de la riqueza ahoguen tu Amor y yo impida que florezca y de fruto. Quiero reconocer la presencia de tu Amor cuando cargo la cruz, experimento el duelo, el temor o aparezca el rencor.

Que tu voluntad de Amor sea mi voluntad. Que tu Espíritu Santo se exprese en cada instante, en cada día. Quiero decidir por amar, ser como tierra fértil y humilde para recibir profundamente tu amor, aceptarte en mi, contemplarme en ti, digerir tu presencia y abrazar la semilla, de cada día.

Quiero que tu Amor eche raíces en mí. Tu Amor es mi vida, somos en ti y Tú en nosotros. Tu Amor es el gozo y la paz del camino, es la paciencia y la amabilidad, es mi gobierno y la fidelidad. Que no ahogue mi conciencia con espinosas seducciones, separándote lejos de mi existencia, mirándote como si fueras un evento alegre y pasajero. Tu palabra es camino, verdad y vida.

Quiero ser humilde, “humus fértil”, para compartir la cosecha de los frutos de tu Espíritu de Amor en el barrio. Que Tu amor florezca en mi pareja, mis hijos, mi familia. Que se extienda tanto en mis amigos como en mis enemigos.

Hoy, en mi corazón, quiero permitir que tu Amor llegue a la tierra fértil de mi existencia. Quiero que se exprese en mis decisiones. Hoy quiero vivir el regalo de tu milagro de cada día.

Te lo pido Padre en nombre de Jesucristo, tu hijo, nuestro Señor, que con tu Espíritu Santo son un sólo Dios, un sólo Señor.

En el nombre del Padre del Hijo y del Espíritu Santo.
Amén

Santísima Virgen María, madre nuestra, ruega a Jesús, para que sea fértil el llamado de Amor de nuestro Señor. Llévale mis necesidades, debilidades, duelo y aciertos, que sean para gloria de nuestro Señor.
Amen

Evangelio según San Mateo 13,18-23.

Escuchen, entonces, lo que significa la parábola del sembrador.
Cuando alguien oye la Palabra del Reino y no la comprende, viene el Maligno y arrebata lo que había sido sembrado en su corazón: este es el que recibió la semilla al borde del camino.
El que la recibe en terreno pedregoso es el hombre que, al escuchar la Palabra, la acepta en seguida con alegría,
pero no la deja echar raíces, porque es inconstante: en cuanto sobreviene una tribulación o una persecución a causa de la Palabra, inmediatamente sucumbe.
El que recibe la semilla entre espinas es el hombre que escucha la Palabra, pero las preocupaciones del mundo y la seducción de las riquezas la ahogan, y no puede dar fruto.
Y el que la recibe en tierra fértil es el hombre que escucha la Palabra y la comprende. Este produce fruto, ya sea cien, ya sesenta, ya treinta por uno”.

Oración para la reconciliación de pareja

Padre Nuestro ante ti somos quienes somos, pues has sido fiel a nosotros en lo prospero y en lo adverso, en la salud y la enfermedad, y nos has amado y respetado. Conoces nuestro pensamiento y sentimientos anidados hasta en lo más profundo de nuestro corazón. Nos amas hasta el extremo de dar la vida por nosotros.

Leer Más

Entrega flores de amor

Este es un curso  de siete días para creer,  crear y descubrir la sanación en el conflicto, en el Amor de tu noviazgo, de tu matrimonio, de tu familia.

Objetivo del curso en tu hogar “crea en el amor” día 4

Reflexión:

Transforma el mundo cubriéndolo de flores amor. Siembra y cultiva una o varias flores de amor al día. Cada día lleva flores de amor al altar. Flores espirituales que confirman la bendición y que te permitirán crear en el amor.

SEÑOR, haz volver, a nuestros cautivos, haz ver a los ciegos, caminar a los paralíticos, limpiar a los paralíticos, hablara a los mudos. Te ofresco estas flores de Amor que  siembro con lágrimas, pero por tu misericordia cosecharé con gritos de júbilo. Soy quien anda con lágrimas, llevando la semilla de la siembra, en verdad, en tu amor volveré.

 

Al árbol de mandarinas sólo se le puede pedir que entregue mandarinas. De la misma forma, tú, hijo del amor de Dios y sembrado como humanidad en la tierra, sólo puedes entregar en verdad amor.

Cuando eras niño dabas el amor de niño, un amor que pide su comida, su espacio para dormir… todo cuanto necesita y al satisfacerse siente ama desde su ego, hacia si mismo.

Cuando joven dabas el amor de joven, un amor que compartía, las hazañas y las alegrías, las cosas y las confidencias… todo aquello que estaba en ti era del otro como de ti mismo, Amabas a tu prójimo y a ti mismo.

Al madurar el amor sembrado, sólo puede dar frutos maduros, Te regocijas al dar, pues entregas las bendiciones que has recibido.

Te anima ver y apoyar la realización de cualquier persona, y luchas porque así sea, pues te miras rodeada del amor creador dando frutos.

Sientes el amor en la naturaleza y te procuras respetarla y enriquecerla con tus talentos, sientes el gozo de crear en el Amor. Das y en esa acción recibes, pues extiendes tu amor y en ello esta el ágape, el descubrir el amor.

 

Frase a meditar: Sal 101. R. El Señor desde el cielo se ha fijado en la tierra.

Flor de amor: Escribe las acciones y palabras que esperas que el otro realice, y encabézalas con el título de: “amor de niño”.

En una siguiente sección, escribe las acciones y las palabras que compartes con otras personas, encabézalas con el título de “amor joven”.

Por último escribe, en otro apartado, las acciones y palabras que entregas para que las apoyar la realización de otras personas y del medio que te rodea, por el simple hecho de que disfrutas entregando los talentos que Dios te ha dado. Esa columna encabézala con el título de “amor maduro”.

En una cuarta sección, escribe las acciones y palabras que Dios siembra “creando en el amor”.

Siembra estás floresHoy leeré buscando la palabra de Dios.Hoy daré cinco monedas o 5 billetes con la mano abierta a quien lo pide en la calle.Hoy bendeciré los alimentos, pidiendo por quien no los tiene.Hoy rezaré hablando y pidiéndole a Dios pidiendo por las prisioneros.

Medita las lecturas del día

Saborea despacio, en el eco del silencio, este dialogo con el Señor. En la lectura de cada día tienes una propuesta del Señor para bendecir el camino, descubrir la verdad y darle rumbo a la vida.

21 En cuanto al malvado, si se aparta de todos los pecados que ha cometido, observa todos mis preceptos y practica el derecho y la justicia, vivirá sin duda, no morirá.22 Ninguno de los crímenes que cometió se le recordará más; vivirá a causa de la justicia que ha practicado.23 ¿Acaso me complazco yo en la muerte del malvado – oráculo del Señor Yahveh – y no más bien en que se convierta de su conducta y viva?24 Pero si el justo se aparta de su justicia y comete el mal, imitando todas las abominaciones que comete el malvado, ¿vivirá acaso? No, no quedará ya memoria de ninguna de las obras justas que había practicado, sino que, a causa de la infidelidad en que ha incurrido y del pecado que ha cometido, morirá.25 Y vosotros decís: «No es justo el proceder del Señor.» Escuchad, casa de Israel: ¿Que no es justo mi proceder? ¿No es más bien vuestro proceder el que no es justo?26 Si el justo se aparta de su justicia, comete el mal y muere, a causa del mal que ha cometido muere.27 Y si el malvado se aparta del mal que ha cometido para practicar el derecho y la justicia, conservará su vida.28 Ha abierto los ojos y se ha apartado de todos los crímenes que había cometido; vivirá sin duda, no morirá. […]



  • Salmo responsorial: Salmo 130:1-8



    el día 10 Marzo, 2017 a las 5:00 am
    1 Canción de las subidas. Desde lo más profundos grito a ti, Yahveh:2 ¡Señor, escucha mi clamor! ¡Estén atentos tus oídos a la voz de mis súplicas!3 Si en cuenta tomas las culpas, oh Yahveh, ¿quién, Señor, resistirá?4 Mas el perdón se halla junto a ti, para que seas temido.5 Yo espero en Yahveh, mi alma espera en su palabra;6 mi alma aguarda al Señor más que los centinelas la aurora; mas que los centinelas la aurora,7 aguarde Israel a Yahveh. Porque con Yahveh está el amor, junto a él abundancia de rescate;8 él rescatará a Israel de todas sus culpas. […]


  • Evangelio: Mateo 5:20-26



    el día 10 Marzo, 2017 a las 5:00 am
    20 «Porque os digo que, si vuestra justicia no es mayor que la de los escribas y fariseos, no entraréis en el Reino de los Cielos.21 «Habéis oído que se dijo a los antepasados: No matarás; y aquel que mate será reo ante el tribunal.22 Pues yo os digo: Todo aquel que se encolerice contra su hermano, será reo ante el tribunal; pero el que llame a su hermano “imbécil”, será reo ante el Sanedrín; y el que le llame “renegado”, será reo de la gehenna de fuego.23 Si, pues, al presentar tu ofrenda en el altar te acuerdas entonces de que un hermano tuyo tiene algo contra ti,24 deja tu ofrenda allí, delante del altar, y vete primero a reconciliarte con tu hermano; luego vuelves y presentas tu ofrenda.25 Ponte enseguida a buenas con tu adversario mientras vas con él por el camino; no sea que tu adversario te entregue al juez y el juez al guardia, y te metan en la cárcel.26 Yo te aseguro: no saldrás de allí hasta que no hayas pagado el último céntimo. […]

Curso en tu hogar “Crea en el amor”




Sé amable

Cursos, En línea

Sé amable

Objetivo del curso en tu hogar “crea en el amor” día 6 Que una de las personas de la pareja acepte el reto de descubrir el milagro de la acción del Amor en su pareja, expresando el amor Haz de tu vida un viaje espiritual. Acuna tu espíritu en el Espíritu de Dios-




Murió mi hermano, de un accidente

Un  momento difícil, doloroso. Se mira como un golpe terrible, devastador.”

Este duelo, hay que confiarlo al Señor. Entregarle al Señor para que nos guíe en este camino y llene a tu hermano del gozo de la luz perpetua y que descanse en Paz porque el Señor dice: “Talitá kum” (yo te lo ordeno, levántate). Leer Más

Meditación del peregrino

San Francisco de Asís recreó el nacimiento para contemplar el milagro el misterio del nacimiento de la vida que viene del Amor: Jesús en la Tierra. Hoy te invito a que medites la experiencia de ser peregrino, pues el Amor toca a tu puerta, tu Amor busca donde nacer cada día. Leer Más

Olvide que siempre estás presente.

Señor, Padre bueno: Se que todas tus expresiones de Amor son un milagro y que el universo está lleno de tus milagros, pero es tan pobre mi visión que no encuentro el milagro en esta crisis. Quiero encontrar mi fe para pedirte lo que pienso que quiero, pero ayúdame a pedir lo que necesito, lo que mi corazón desea descubrir. Tu milagro. Leer Más

Flor a María tambien es saludar

Ofrecimiento

Recibe Madre mía estás flores de Amor: “daré los buenos días a Dios, a 20 prójimos y a mi mismo cuando me vea al espejo”. Flores en nombre de Jesucristo tu hijo, para que se unan a tus ruegos por nosotros Santísima Madre mía del cielo: Hija de Dios Padre, Esposa de Dios Espíritu Santo, Madre de Dios Hijo. Leer Más